Somos DGI Mapa del Sitio Contáctenos



Reseña


La Dirección General de Ingresos fue creada mediante Ley N°8 de 30 de noviembre de 1964, adscrita al Ministerio de Hacienda y Tesoro:


Artículo 1°.
“Créase en el Ministerio de Hacienda y Tesoro, la Dirección General de Ingresos que tendrá a su cargo la dirección activa del Tesoro Nacional en cuanto al reconocimiento, recaudación y vigilancia de las rentas, servicios, derechos, impuestos, tasas y tributos fiscales que hasta ahora han estado a cargo de las Administración General de Rentas Internas, de la Administración General de Aduanas y del Departamento Consular y de Naves, o que se establezcan en el futuro. La dirección General de Ingresos tendrá además a su cargo la administración de los ;establecimientos nacionales hasta ahora dirigidos por la Administración General de Rentas Internas.”

Acerca de la DGI

La Dirección General de Ingresos (DGI) se estructuró originalmente mediante Decreto de Gabinete 109, de 7 de mayo de 1970. En este momento, la DGI tenía bajo su responsabilidad la administración conjunta de los impuestos internos y aduaneros, la que se desarrollaba sobre la base de oficinas normativas y operativas para ambos tipos de impuestos. Mediante Ley 16, de 29 de agosto de 1979, se creó la Dirección General de Aduanas, la que tomó a su cargo la administración de los impuestos aduaneros.

De acuerdo con el Decreto 109 antes citado, la DGI funcionó sobre la base de diversas oficinas de tipo normativo (Departamentos de Planes y Normas, de Procedimiento de Datos, de Auditoría Integral, Jurídico) y de tipo operativo (Administraciones Regionales de Ingresos). Así mismo, actuaba la denominada Comisión de Apelaciones, órgano encargado de las apelaciones de los contribuyentes.

Posteriormente, mediante Decreto Ejecutivo N° 4 de 20 de enero de 1984, se reglamenta el Decreto de Gabinete N° 109, de 7 de mayo de 1970, el cual había sido modificado por la Ley N°16, de 29 de agosto de 1979, ya que la evolución en el tiempo determinó la identificación de problemas en la organización estructural, por lo cual el Decreto aprobado abarcó dos aspectos:

- Definición clara de las funciones de la DGI

- Nueva organización estructural de la DGI

Para el año 2013, luego de un largo proceso de estudios realizados sobre la autonomía de las Administraciones Tributarias, mediante Ley N° 24 de 8 de abril de 2013, se crea la Autoridad Nacional de Ingresos Públicos (ANIP):

      Artículo 1. “Se crea la Autoridad Nacional de Ingresos Públicos (ANIP) como una institución       autónoma del Estado, con competencia nacional, personería jurídica, patrimonio propio y               autonomía administrativa, funcional y financiera.

      La Autoridad estará integrada y revestida de todas las funciones, potestades y prerrogativas       otorgadas por ley a la Dirección General de Ingresos del Ministerio de Economía y Finanzas.

      Para todos los efectos, se entiende que la Administración Nacional de Ingresos Públicos subroga       en todas sus funciones, deberes, potestades y demás que por ley se encuentren consignados a       favor de la Dirección General de Ingresos del Ministerio de Economía y Finanzas.”

Para el 11 de agosto de 2014, el Pleno de la Corte Suprema, DECLARA INCONSTITUCIONAL la Ley N°24 de 8 de abril de 2013, que crea la Autoridad Nacional de Ingresos Públicos, con lo cual recupera vigencia el Decreto de Gabinete 109 de 7 de mayo de 1970 y sus modificaciones.

Base Legal

Ley 8 de 30 de noviembre de 1964




Decreto de Gabinete No.109 de 1970




Decreto Ejecutivo No.4 de 20 de enero de 1984




Ley 24 de 8 de abril de 2013




Fallo de la Corte de 11 de agosto de 2014




Misión

Recaudar con eficiencia y eficacia los impuestos de competencia de la Dirección General de Ingresos, mediante el incremento del nivel de cumplimiento voluntario de los contribuyentes en un marco de respeto a sus derechos, actuando con integridad, eficiencia y profesionalismo, y fortaleciendo las actuaciones de control del cumplimiento y reducción de la evasión fiscal, prestando servicios de calidad y actuando con absoluta integridad, justicia y transparencia.


Visión

Ser una organización respetada por su desempeño eficaz, eficiente y transparente, que opera con altos estándares de calidad y personal profesional comprometido con la misión institucional, con la finalidad de obtener los recursos tributarios necesarios que contribuyen al desarrollo del país y mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos.


Organigrama